Valencia, 25 de noviembre

La Fundación Premios Rey Jaume I ha organizado esta mañana la ceremonia de entrega de los galardones Jaume I a sus 6 premiados de 2019.  Creados hace 30 años e impulsados por el Profesor Santiago Grisola, estos premios quieren ser el reconocimiento a científicos, investigadores y emprendedores en distintas materias.

El evento se ha celebrado esta mañana en La Lonja de los Mercaderes de Valéncia a las 12.00 del mediodía y ha sido presidida por Su Majestad el Rey Felipe VI quien ha entregado las medallas de oro a los 6 premiados y recordado de manera especial a la científica Margarita Salas, quién no ha dudado en calificarla como “exponente al más alto nivel de la aportación de la mujer en el mundo científico”

Además de Su Majestad el Rey Felipe VI, el acto ha contado con el ministro en funciones de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque, el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y el alcalde de Valencia Joan Ribó en el plano institucional. También los principales miembros de la Fundación y de su patronato que hacen posible que estos premios cada año sean más reconocidos. 

Los premiados de esta edición han sido Xavier Tolsa (Premio Investigación Básica), José García Montalvo (Economía), José Antonio Sobrino (Protección del Medio Ambiente), Aníbal Ollero (Nuevas Tecnologías)  Carlota Pi (Emprendedora) y Pura Muñoz-Cánoves (Investigación Médica) quién ha ejercido de portavoz de los galardonados. Durante su intervención, la catedrática de Biología Celular en la Universitat Pompeu Fabra ha resaltado el valor formativo de los jóvenes científicos españoles que se llevan el conocimiento al extranjero y que cada vez les es más difícil volver por falta de inversión en ciencia: “Es necesario que nuestros dirigentes políticos, nuestros empresarios y la sociedad en general tomen conciencia de ello y apoyen la ciencia”. 

El acto ceremonial ha concluido con la intervención de Su Majestad Felipe VI quién ha animado a continuar con el impulso y la labor de esta Fundación y que no ha dudado en reconocer que España no está en el lugar que le corresponde en cuanto a investigación y ciencia, y no ha duda en pedir que se incremente la inversión en la formación de las personas, en I+D que dará lugar a  “una nueva era de los intangibles”.

Tras la clausura del acto, tanto el Rey Felipe VI como los premiados han atendido a los medios y saludado a los presentes, entre ellos la Dra. Crespo quién ha podido saludar a su Majestad y demás asistentes en su faceta de emprendedora y científica.